El Centro Hospitalario de la Universidad de Montreal (CHUM) es uno de los mayores prestadores de servicios médicos de Canadá. Como parte de una asociación público-privada, Tetra Tech proveyó el estudio, el diseño, los planes y especificaciones finales y apoyo técnico durante la construcción del nuevo centro de investigación de CHUM. La totalidad del proyecto abarca construir un nuevo centro de investigación en un terreno adyacente a la futura ubicación del CHUM.

La construcción del nuevo centro de investigación abarcó las siguientes unidades de operación:

  • Una fusión de dos laboratorios (investigación básica e investigación de la salud poblacional)
  • Instalaciones para procesamiento de imágenes celulares; procesamiento de imágenes y ingeniería biomédica, genómica, transcriptómica, metabolómica, proteómica; monitoreo de la respuesta inmunitaria; conservación y modelado de animales; y biología computacional
  • Laboratorios integrales de apoyo.
  • Administración de la investigación
  • Investigación clínica centralizada
  • Facultad de salud pública
  • Ciclotrón para producir radioisótopos emisores de positrones
  • “Centre intégré d'enseignement et de formation” o CIEF (centro integral de enseñanza y capacitación)

Estas unidades se construyeron en dos edificios (el edificio Viger, de 15 pisos, y el edificio Saint-Antoine, de 6 pisos), los cuales se conectan mediante un cruce peatonal.

La potencia necesaria prevista fue de 7 megavatios, mientras que la carga para la red esencial fue 5 megavatios; se diseñaron redes de 600 kilovatios de alimentación eléctrica ininterrumpida para abastecer a los equipos informáticos y a ciertos equipos médicos específicos. El suministro eléctrico ininterrumpible esencial se diseñó a partir de una configuración redundante tipo n+1.

Como este proyecto se ejecutó mediante una asociación público-privada, el presupuesto era fijo y el cronograma contemplaba penalizaciones en caso de demora. La coordinación y planificación entre los equipos de diseñadores y contratistas se desarrolló sin problemas y resultó útil para el éxito de la iniciativa. Las habilidades de gestión de proyectos fueron cruciales para administrar las distintas disciplinas que confluyeron en este proyecto tan importante.

Algunos de los sistemas eléctricos instalados fueron un suministro eléctrico de 25 kilovoltios y una conexión planificada con el futuro sitio del CHUM; una estación de 25 kilovoltios y 3 subestaciones de transformación y distribución para convertir 25 kilovoltios a 600 voltios; 4 unidades generadoras (3 de las cuales son sincronizadas de 2.500 kilovatios); y 3 unidades de suministro eléctrico.